Rubén Laufer

Muchas empresas chinas son socios de sectores agrarios, industriales, comerciales y financieros latinoamericanos, a través de los cuales adquieren influencia económica y política.