Carne de Brasil enfrenta una menor demanda china debido al coronavirus

Viernes, 28/02/2020
Reuters

Las apuestas de personas y gobiernos pueden estar erradas y esta fue una de esa socasiones. Tal como ocurrió con las proyecciones de Argentina, que exportó 30% menos de carne a China, ahora podría ser el turno de Brasil.

Ambas naciones reportaron a fines de enero que el coronavirus los podría favorecer, pero ocurrió lo contrario: las importaciones de carne vacuna de China caerán en la primera mitad de 2020 debido a las consecuencias del brote de coronavirus, que está complicando la circulación de personas y el comercio a nivel mundial, dijo Rabobank en un informe publicado el jueves.

La situación puede frenar la bonanza de exportación de carne de Brasil, ya que los procesadores de alimentos nacionales se encontraban entre los mayores ganadores de la demanda adicional de importación de alimentos chinos después de que la peste porcina africana haya interrumpido a los proveedores locales de carne desde aproximadamente agosto de 2018.

El banco dijo que el alto inventario de carne congelada de China almacenada en los mercados locales en preparación para las vacaciones del Año Nuevo Lunar del país no se usó en enero debido al brote de coronavirus, que provocó el cierre de los restaurantes.

Algunos podrían permanecer cerrados hasta marzo, ya que la gente sigue evitando comer fuera, dijo Rabobank.

"Los restaurantes de servicio rápido pueden verse menos afectados, mientras que los restaurantes de hotpot y de servicio completo verán una disminución marcada de las ventas en el primer trimestre", dijo el informe.

Citando incertidumbres acerca de hasta qué punto el coronavirus puede estar contenido en el primer trimestre, Rabobank mencionó la posibilidad de que las industrias de servicios de alimentos y turismo permanecieran interrumpidas hasta abril o mayo.

"Este menor volumen de ventas significa que la demanda de carne será más débil que los años normales en el primer semestre", dijo el banco.

Las exportaciones totales de carne de res de Brasil alcanzaron un récord de US$ 7,5 mil millones en 2019 debido a la fuerte demanda de China, que representó el 26,6% del volumen exportado por los empacadores de carne de res nacionales, según datos compilados por la asociación de carne Abrafrigo.

Si se incluyen las ventas a Hong Kong, el volumen combinado aumenta al 45%.

Algunos de los principales exportadores de carne de Brasil son Minerva, JBS y Marfrig.

Aun así, después de un año 2019 marcado por exportaciones y precios récord, la industria de la carne brasileña "está experimentando un momento de reequilibrio de la oferta y la demanda", dijo Rabobank.

Brasil registró niveles de precios sin precedentes a fines del año pasado debido a las fuertes exportaciones de carne de res, lo que hizo que el mercado interno se retrajera cuando los aumentos de precios llegaron al consumidor local. Mientras tanto, la temporada de lluvias generó un crecimiento de los pastos, lo que reduce los costos de producción pero limita el suministro de animales enviados al matadero, señaló el banco.

"Con el consumo interno [de Brasil] todavía considerado débil y China reduciendo las compras debido al coronavirus, los mataderos no están dispuestos a pagar precios más altos para atraer mayores volúmenes", dijo Rabobank.

Aunque todavía es un 27% más alto que en enero de 2019, los precios del ganado brasileño en enero cayeron un 9,8% de 211,97 reales por 15 kilogramos en diciembre, según mostraron datos de Rabobank.

Además del aumento en el costo de comprar ganado, el aumento en los costos de alimentación animal constituye otro desafío para los empacadores de carne brasileña, señaló el banco.

Comentarios