Temor: Japón podría regresar a la energía nuclear

Viernes, 30/10/2020
Reuters

La decisión de Japón de adoptar un objetivo climático de neutralidad de carbono para 2050 podría abrir el camino para que la asediada industria nuclear se encienda nuevamente, casi una década después de que el desastre de Fukushima cerrara la mayoría de los reactores del país.

Alguna vez el tercer usuario de energía nuclear del mundo, las empresas de servicios públicos japonesas están ahora desmantelando casi el 40% de la flota anterior a 2011 y el público sigue desconfiando mucho de la industria.

Actualmente solo hay dos reactores en funcionamiento, en comparación con los 50 antes del terremoto y tsunami de 2011 que causaron el colapso en Fukushima.

El primer ministro Yoshihide Suga dio a conocer un cambio importante en la posición de Japón sobre el cambio climático el lunes, al anunciar el plan de emisiones netas cero en su primer discurso ante el parlamento desde que asumió como líder el mes pasado. Específicamente señaló el mayor uso de la energía renovable y la energía nuclear.

Un día después del anuncio de Suga, Hiroshige Seko, un alto funcionario del partido gobernante de Japón y exministro de Industria, pidió la construcción de nuevas plantas nucleares.

Si bien un alto funcionario del gabinete posteriormente reprimió esa idea, diciendo que Japón no estaba planeando nuevas plantas, sino que se concentraría en hacer que los reactores existentes fueran más seguros, la línea más amplia de los formuladores de políticas sugiere una creciente apertura al sector.

La energía nuclear y de carbón cuenta con un fuerte apoyo del poderoso Ministerio de Economía, Comercio e Industria (METI) de Japón, que ha priorizado el suministro estable de electricidad para la industria en la potencia exportadora.

"METI se ha opuesto durante mucho tiempo a las energías renovables y a cualquier objetivo climático mejorado", dijo Mutsuyoshi Nishimura, un ex alto funcionario del gobierno japonés y negociador jefe de cambio climático.

"Es probable que el ministerio haya obtenido un quid pro quo para obtener más energía nuclear en línea por aceptar el cambio, según mi experiencia en el gobierno", dijo.

Suga dijo el jueves que el gobierno mantendrá abiertas todas las opciones, incluidas la energía nuclear, renovables y de carbón para cumplir con el nuevo objetivo.

Pero el público desconfía de la energía nuclear después de las explosiones y derrumbes en la central nuclear de Fukushima Daiichi en 2011. El desastre puso de relieve importantes fallas en la supervisión y las operaciones en el sector.

El regreso de la energía nuclear ha sido lento e irregular, ya que un nuevo regulador está volviendo a otorgar licencias a los reactores y solicitando costosas actualizaciones. Nueve han sido autorizados para reiniciar, menos de un tercio de las unidades operativas de Japón.

“(La energía nuclear) ahora se enfatiza explícitamente como un elemento clave de la descarbonización, junto con la energía renovable”, dijo Andrew DeWit, profesor de política energética en la Universidad Rikkyo en Tokio.

"Sigue siendo una pregunta si la industria puede evitar los obstáculos en el camino hacia más reinicios".

Comentarios