China construye el mayor puerto de Panamá

Jueves, 30/08/2018
Agencia Xinhua

Una nueva y brillante perla portuaria nace cerca del Canal de Panamá, en el sector Atlántico, con la construcción del Panamá Colón Container Port (PCCP), terminal para buques neopanamax que con US$1.100 millones representa la mayor inversión china en esta nación de América Central.

Moderna maquinaria y aplicados obreros intercalan bajo el intenso sol esfuerzos en la etapa de relleno del proyecto en el área de isla Margarita, en la norteña provincia panameña de Colón.

La construcción formal la inició el 7 de junio de 2017 la empresa china Landbridge Group, uno de los operadores portuarios privados más importantes del país asiático.

Landbridge Group es socio de la también empresa china Shanghai Gorgeous Investment Development Co. LTD y juntas crearon el PCCP, que recibió por parte de la Autoridad Marítima de Panamá la concesión del proyecto.

La obra augura nuevas perspectivas de crecimiento y desarrollo para Panamá, al estimar las posibilidades abiertas tras la inauguración el 26 de junio de 2016 del Canal de Panamá ampliado.

Esta vía marítima ampliada permite con su cuarto juego de esclusas construido el tránsito de buques más grandes o neopanamax.

La nueva estructura hace posible atender en la vía marítima buques de hasta 14.000 TEUS (unidad de medida de contenedores de 20 pies).

La Autoridad del Canal de Panamá (ACP) vaticinó previo a la inauguración de la expansión ingresos adicionales de entre US$400 y US$500 millones con esta inversión.

La expansión de la vía interoceánica fue estimada en los cálculos previos por arriba de los US$5.000 millones.  

Al ingresar al área de alrededor de 67 hectáreas en que operará el proyecto en isla Margarita, distintas pancartas con mensajes en idioma chino destacan el espíritu del emprendimiento.

Se trata de frases inspiradoras como "Mejorar la calidad de vida", "Mejorar la calidad de la ciudad", "Mejorar la comunicación con el mundo", "Primero la vida" o "Desarrollo seguro".

Al personal chino y panameño que participa en el proyecto se le ve en el lugar planear el trabajo diario e intercambiar experiencias en oficinas con aire acondicionado y buena iluminación decoradas con plantas.

Igualmente se les observa en áreas abiertas superando en el día a día las barreras por razones culturales y de idioma.

El empleado Jhair Estupiñán, de 28 años, quien labora en PCCP como asistente administrativo, recordó que al principio cuando entró a la empresa hace más de cuatro años, su esposa le preguntaba cómo se iba a comunicar con sus jefes y compañeros chinos.

Estupiñán reconoció que él también sintió entonces preocupación por la forma en que iba a ser la comunicación, pero que poco a poco empezó a conocer sobre una cultura que le agrada.

El asistente administrativo detalló que en el lugar de trabajo se comunican en inglés y con algunas palabras en chino, además del español.

"Esta experiencia me ha servido también para aprender a trabajar en familia y en armonía", compartió Estupiñán.

El joven empleado describió también su sentimiento de alegría y aprendizaje tras cumplirse el 13 de junio pasado un año del establecimiento de relaciones diplomáticas entre Panamá y China.

"En el transcurso del tiempo he aprendido muchas cosas, como la puntualidad, el respeto, la organización y la responsabilidad", subrayó Estupiñán.

"Compartimos mucho con los amigos chinos y hemos jugado fútbol, ping pong (...) ellos a la hora de trabajar son como toda persona", recordó.

Este trabajador está también entusiasmado porque la empresa le enviará el próximo mes a una capacitación a China, lo que además le permitirá conocer más sobre la cultura china.

El tren bala y la Gran Muralla china están entre los aspectos y sitios que quiere conocer durante su viaje a China.

La Iniciativa de la Franja y la Ruta impulsada por el presidente chino, Xi Jinping, pretende crear una red de comercio e infraestructuras que conecte Asia con Europa, Africa y más allá.

El gobierno panameño ha expresado a su vez la confianza en que su país puede ser un punto estratégico en cuanto a logística para la extensión de la Iniciativa de la Franja y la Ruta hacia América Latina, dada su posición estratégica y su potencial logístico.

El canal interoceánico, los centros de distribución de la Zona Libre de Colón (ZLC) en el Caribe y las leyes que ofrece con incentivos para la instalación de multinacionales, están entre las ventajas de Panamá como puerta de entrada para empresas chinas a América Latina.

A su vez, el también colaborador de la empresa, César Zebede, de 29 años y quien trabaja en el equipo legal de PCCP, consideró como fundamental el rol que puede jugar Panamá en la Iniciativa de la Franja y la Ruta.

"Todos los barcos chinos transportando mercancía hacia Latinoamérica tienen que pasar por Panamá, que les ofrece una ruta más económica y rápida (...) ya que hay apenas 80 kilómetros, y de 8 a 10 horas de tránsito para los buques entre el Atlántico y el Pacífico por el Canal de Panamá", expuso.

"Nuestro puerto, que planea abrir operaciones el otro año, va a tener un papel fundamental en lo que es la Franja y la Ruta", aseveró. 

Zebede consideró un honor como panameño trabajar en la empresa, a la que entró el año pasado, tras un interés especial por ingresar.  

Manifestó además que este tipo de megaproyectos le dan una inyección a la economía local, en especial a la provincia de Colón, debido a la cantidad de empleos que se han generado y que se generarán una vez que inicie operaciones el puerto.

"El pensamiento según el cual los chinos son un poco reservados es un tabú. Considero muy proactivo trabajar en una empresa china. Hay muchas cosas buenas", afirmó el abogado.

Durante la primera visita oficial de un gobernante panameño al país asiático, entre el 16 y 22 de noviembre pasado, el mandatario panameño, Juan Carlos Varela, aseguró que la nación latinoamericana está lista para ser un amigo importante de China en América Latina y que apoya la Iniciativa de la Franja y la Ruta.

Expresó que Panamá aprovechará la ventaja de su posición geográfica única para cooperar más con China en puertos, asuntos marítimos, navegación, ferrocarriles y logística, a fin de implementar de manera conjunta la Iniciativa de la Franja y la Ruta, así como mejorar la conectividad mundial.

Al darse la primera palada de inicio del proyecto, los representantes de PCCP estimaron que aportarán al desarrollo del país de América Central, especialmente de la provincia de Colón. 

El proyecto generará cerca de 800 empleos directos en la fase de construcción y 1.200 una vez iniciada la operación.

Comentarios