Coronavirus contrae economía de Malasia a niveles de 2009

Viernes, 14/08/2020
Reuters

La economía de Malasia se hundió en el segundo semestre de este año, en lo que sería su primera contracción desde la crisis financiera mundial de 2009, debido a los efectos de la pandemia de coronavirus en la actividad empresarial y económica del país, lo que llevó al banco central a recortar drásticamente su pronóstico de PIB para este año.

El banco central (BNM) transparentó este viernes que el producto interno bruto se contrajo un 17,1% en el trimestre abril-junio con respecto al mismo período del año anterior, su peor caída en más de 20 años y una contracción mucho más profunda que la caída del 10% pronosticada.

La recesión se produce cuando el gobierno impuso restricciones estrictas al movimiento y a las empresas durante la mayor parte del segundo trimestre para contener la propagación del coronavirus, que ha infectado a más de 9.000 personas en el país del sudeste asiático.

Fue la peor recesión económica de Malasia desde la crisis financiera asiática de 1998 y marcó un fuerte descenso desde el 0,7% de crecimiento interanual observado en el primer trimestre.

Las economías se han desplomado en todo el sudeste asiático debido a las consecuencias del coronavirus, con Singapur y Filipinas ya en recesión.

El banco central recortó su pronóstico de PIB para este año, esperando que la economía se contraiga entre un 3,5% y un 5,5% en 2020. Anteriormente dijo que la economía podría contraerse hasta un 2% este año, en el peor de los casos.

Los datos mostraron una caída generalizada de la actividad económica, pero hubo signos de recuperación en junio, especialmente en los sectores manufacturero y agrícola.

"La magnitud de la caída del PIB ha mejorado significativamente cuando la economía comenzó a reabrirse en mayo", dijo el economista jefe de Bank Islam, Mohd Afzanizam Abdul Rashid, y pronosticó una recuperación continua.

El gobernador del Bank Negara Malaysia, Nor Shamsiah Mohd Yunus, esperaba que la actividad económica se recuperara gradualmente en el segundo semestre después de que el gobierno alivió sus restricciones al coroanvirus, ayudado por una recuperación del crecimiento global y el apoyo de la política interna.

El gobierno ha lanzado paquetes de estímulo por un total de casi US$ 64,390 millones este año para ayudar al público y las empresas a capear la pandemia.

El BNM ha recortado las tasas de interés en 125 puntos básicos a 1,75% en lo que va de año, y los analistas esperan al menos un recorte más en 2020.

“Soy cautelosamente optimista de que lo peor ya pasó”, dijo Nor Shamsiah, que pronostica un crecimiento del 5,5% al ​​8% en 2021.

Pero Nor Shamsiah dijo que hay espacio para medidas políticas más específicas en caso de un segundo brote.

“Esto incluye nuestra política monetaria, nuestras medidas de liquidez y medidas financieras. Asimismo, el gobierno conservará algo de espacio fiscal para proporcionar estímulo y apoyo a los hogares y las empresas si surge la necesidad ”, dijo Nor Shamsiah.

Comentarios