FMI advierte a China: crecimiento a corto plazo pone en riesgo estabilidad futura

Martes, 15/08/2017
Reuters

El panorama de crecimiento de China a corto plazo se fortaleció, pero existe cada vez más riesgo de un ajuste drástico en el mediano término debido a la dependencia del estímulo para lograr las metas y a un sendero de expansión del crédito que podría ser "peligroso", dijo el martes el Fondo Monetario Internacional.

El FMI elevó su proyección para el crecimiento anual promedio de China entre 2018-2020 a 6,4% desde 6,0%, y dijo que ahora había más posibilidades de que las autoridades cumplan con su objetivo de duplicar el producto interno bruto (PIB) real para el 2020. Pero advirtió de las consecuencias para la salud de la economía a largo plazo.

El principal costo de un crecimiento más fuerte "es el aumento mucho mayor de la deuda pública y privada", indicó el organismo internacional en su revisión anual de la economía china.

"La experiencia internacional sugiere que la actual trayectoria del crédito en China es peligrosa, con crecientes riesgos de un ajuste perturbador y/o una marcada desaceleración del crecimiento", añadió el reporte.

El FMI estima que la economía china habría crecido alrededor de 5,5% anual entre 2012 y 2016 si el crédito se hubiera expandido a un ritmo "sostenible", en lugar del promedio de 7,25% que registró.

"La política clave fundamental es reemplazar metas numéricas precisas de crecimiento por un compromiso con reformas que logren el sendero más rápido posible de expansión sostenible", señaló el organismo.

La entidad no ve grandes avances de China en la reducción de la deuda. El reporte estimó que el total de su deuda en el sector no financiero aumentará desde alrededor de 235% del PIB en 2016 a más de 290% para el 2022, un incremento "aún más fuerte" que el proyectado un año atrás.

El FMI prevé que China crezca 6,7%, sin cambios respecto de su pronóstico en julio, por encima de la meta del Gobierno cercana al 6,5%. La economía china se expandió 6,9% en el primer semestre del 2017.

El organismo de crédito agregó que algunas medidas que China debería tomar para un modelo de crecimiento sostenible incluyen una reforma de la política fiscal para respaldar un mayor consumo, acelerar los cambios en los emprendimientos estatales e intensificar los esfuerzos por reducir el apalancamiento.

El FMI respaldó los recientes ajustes de la política monetaria china y el mayor control de los riesgos financieros, y agregó que esa postura debería continuar.

Comentarios