contaminación

contaminación

La quinta mayor siderúrgica del mundo continuará haciendo que su proceso de fabricación de acero sea más limpio, paa cumplir con los altos estándares ambientales que ha dispuesto el país para combatir sus concentraciones de contaminantes.
A finales de 2018, la cantidad total de scooters eléctricas en uso actualmente con nuevas placas fue de 82.483, lo que representa un aumento anual del 87%.
Desde que China dejó de recibir plásticos, operaciones ilegales de descarga y quema en esos países contaminó los suministros de agua, mató cultivos y causó enfermedades respiratorias.
Autoridades afirman que contribuiría a ayudar a elevar el crecimiento en 0,1 puntos porcentuales este año y agregaría al menos 73.000 empleos a la economía.
La condición de "desastre" permitiría al gobierno desembolsar fondos de reserva hasta por US$2.650 millones este año para combatir la contaminación del aire.
Delinea múltiples acciones y sus líneas de tiempo para ministerios, estados y agencias de nivel urbano en busca de frenar emisiones vehiculares, industriales y de energía térmica.
Se propondrán nuevos incentivos, junto con otros cobros, como impuestos aduaneros, impuestos a los bienes y servicios sobre las materias primas, afirma un reporte.
Dada la creciente conciencia pública y el impulso del desarrollo ecológico de China, el gobierno decidió reducir este tipo de importaciones hasta eliminarlas a fines de 2019,
Con campañas de limpieza en áreas públicas, reservas nacionales y playas, el país liderará la iniciativa de avanzar hacia una sociedad libre de contaminación por plásticos.
Precio en la Bolsa de Metales de Londres se disparó un 3,4%, su nivel más alto desde diciembre de 2014.
El gobierno chino está combatiendo la contaminación del aire y la degradación del entorno tras décadas de crecimiento sin regulación ambiental.
Actualmente solo hay dos reactores en funcionamiento en el país, en comparación con los 50 antes del terremoto y tsunami de 2011, que causaron el colapso en Fukushima.