crecimiento

crecimiento

La Junta del BOK considera que el ritmo del crecimiento económico mundial ha seguido desacelerándose a medida que el comercio se contrae.
Según las previsiones de los organismos económicos locales Taiwán seguirá manteniendo una tendencia de crecimiento sostenida, aunque siempre habrá ajustes temporales.
El pronóstico promedio para el crecimiento de 2019 está cerca del extremo inferior del rango objetivo del gobierno de 6-6.5%, y sería la expansión más débil desde 1990.
La economía de Singapur creció menos de lo esperado en el tercer trimestre, pero evitó caer en una recesión técnica, mostraron datos el lunes.
El producto interno bruto de la India creció a su ritmo más débil desde 2013 entre abril y junio, alimentando las expectativas de un mayor estímulo.
La tercera economía de Asia está creciendo a su ritmo más lento en seis años, afectado por la disminución de la demanda de los consumidores y la disminución del gasto público.
La caída indica que la recuperación en la tercera economía más grande de Asia puede ser lenta a pesar de un recorte en la tasa impositiva corporativa y otras medidas de estimulo a la inversión.
El crecimiento de la India cayó a un mínimo de seis años del 5% en el trimestre de abril a junio, liderado por la débil demanda de productos de consumo y el estrés en el sector financiero.
Los servicios representan más de la mitad de la economía de China, proporcionando un amortiguador clave ya que las persistentes tensiones comerciales con los Estados Unidos pesan mucho en el sector manufacturero del país.
La economía agregó 425 mil empleos en agosto a medida que los trabajos de servicio continuaron creciendo. La tasa de desempleo cayó 1.0 puntos porcentuales a 3,0%.
Economistas creen que el crecimiento económico se enfrió aún más este trimestre, pero difieren sobre si la tendencia de desaceleración podría persistir a pesar de una serie de medidas de política gubernamental.
Las ventas minoristas y los indicadores de inversión también empeoraron, lo que abriría el camino para que China recorte, luego de tres años, algunas tasas de interés clave.
La economía creció un 1.3% anualizado en abril-junio, cifra más débil que la lectura preliminar del crecimiento anualizado del 1.8% y en línea con el pronóstico medio de los economistas.
El país registró su crecimiento más débil en casi cinco años en el segundo trimestre y se espera que el paquete de estímulo ayude a elevar el crecimiento al 3% este año.
Las ganancias industriales de China se han desacelerado desde la segunda mitad de 2018, mientras que la guerra comercial recortó las ganancias ya reducidas para las empresas.
Datos se suman al desafío para los responsables políticos japoneses, preocupados de que una recesión prolongada en la demanda externa conduzca a una fuerte recesión económica.
La producción industrial, las ventas minoristas y la inversión en activos fijos continuaron expandiéndose en julio, pero a un ritmo más lento, según datos de la Oficina Nacional de Estadísticas.
Durante los primeros siete meses, las empresas chinas agregaron un total de US$7.970 millones de inversión en 52 países participantes en la Iniciativa de la Franja y la Ruta.
Los analistas habían pronosticado que el crecimiento de la producción industrial se desaceleraría a 5.8%, desde el crecimiento de 6.3% de junio, en medio de una demanda debilitada en el país y en el extranjero.
El índice bursátil de referencia de Singapur cayó un 1,2% a un mínimo de dos meses en las primeras operaciones, con un rendimiento inferior a otros niveles de la región.
La Junta del BOK considera que el ritmo del crecimiento económico mundial ha seguido desacelerándose a medida que el comercio se contrae.