crecimiento

crecimiento

El país registró su crecimiento más débil en casi cinco años en el segundo trimestre y se espera que el paquete de estímulo ayude a elevar el crecimiento al 3% este año.
Las ganancias industriales de China se han desacelerado desde la segunda mitad de 2018, mientras que la guerra comercial recortó las ganancias ya reducidas para las empresas.
Datos se suman al desafío para los responsables políticos japoneses, preocupados de que una recesión prolongada en la demanda externa conduzca a una fuerte recesión económica.
La producción industrial, las ventas minoristas y la inversión en activos fijos continuaron expandiéndose en julio, pero a un ritmo más lento, según datos de la Oficina Nacional de Estadísticas.
Durante los primeros siete meses, las empresas chinas agregaron un total de US$7.970 millones de inversión en 52 países participantes en la Iniciativa de la Franja y la Ruta.
Los analistas habían pronosticado que el crecimiento de la producción industrial se desaceleraría a 5.8%, desde el crecimiento de 6.3% de junio, en medio de una demanda debilitada en el país y en el extranjero.
El índice bursátil de referencia de Singapur cayó un 1,2% a un mínimo de dos meses en las primeras operaciones, con un rendimiento inferior a otros niveles de la región.
Ante el temor de una "recesión técnica", PM Lee salió a anunciar la pronta adopción de medidas de estímulo, entre ellas estaría la siempre impopular de decisión de aumentar la edad de jubilación.
Las inversiones también disminuyeron a 5,01% en el segundo trimestre, por debajo del 5,85% que se había registrado en el mismo período del año pasado.
La economía de Singapur creció a su ritmo anual más lento en una década en el segundo trimestre debido a una caída en la producción manufacturera y las exportaciones.
Mejor protección de la propiedad intelectual, acceso igualitario al mercado y más apoyo para pymes, figuran entre los planes del gobierno para estimular la economía.
La expansión del 0.1% del PIB del trimestre es el crecimiento anual más lento desde el segundo trimestre de 2009, cuando cayó un 1.2%. Analistas ya lo califican de "desastroso".
Ministro de Finanzas afirmó que Beijing continuará promoviendo el papel de organizaciones multilaterales como la Organización Mundial de Comercio y el G20.
Las exportaciones de bienes manufacturados, que representaron más del 84% de las exportaciones totales, crecieron un 3,1% en mayo, según los datos.
"Se espera que el crecimiento en la economía se recupere en 2019/20 a medida que las condiciones macroeconómicas continúen siendo estables", dijo un asesor económico del ministerio de finanzas.
Después del 30 de junio solo se pueden vender autos nuevos que cumplan con los estándares ambientales denominados "China-6", lo que provocará un verdadero caos en el mercado local automotriz.
La segunda economía más grande del mundo aún está perdiendo fuerza, lo que subraya la necesidad urgente de más medidas de estímulo ante los efectos de la guerra comercial.
Se espera que la economía de la ciudad-estado crezca a su ritmo más lento en una década este año, y algunos expertos pronostican una recesión en 2020, por la guerra comercial EE. UU. y China.
La demanda interna se está desacelerando y las exportaciones siguen siendo moderadas, lo que implica que las actividades económicas en general continúan estancadas, indicó el KDI en un reporte.
La apuesta es que Modi inicie su segundo mandato priorizando el crecimiento en una economía que no está creando suficientes nuevos empleos.
Así lo planteó el primer ministro chino, Li Keqiang,en la sesión anual de la Asamblea Popular Nacional en Beijing, al referirse a su decimocuarto plan quinquenal hasta 2025.