guerra comercial

guerra comercial

El gobierno de Biden ha tomado el conflicto del Mar de China como su caballito de batalla para intentar unir a naciones asiáticas en contra de China. La Vicepresidenta Harris está de gira por Singapur y Vietnam en ese senda.
El viaje de la subsecretaria de Estado Wendy Sherman a Tianjin, era una oportunidad para garantizar que la creciente competencia entre los dos rivales geopolíticos no se convierta en un conflicto. 
Aunque no está dirigida explícitamente a China, la revisión es parte de una estrategia más amplia de la administración de Biden para apuntalar la competitividad de Estados Unidos frente a los desafíos económicos que plantea la segunda economía más grande del mundo.
Los fabricantes de automóviles de todo el mundo están cerrando las líneas de montaje debido a la escasez de chips para la industria, que en algunos casos se ha visto agravada por las acciones de la antigua administración estadounidense contra las fábricas de chips chinas.
El proyecto de ley tiene como objetivo abordar la competencia económica con China, pero también los valores humanitarios y democráticos, como el trato a la minoría musulmana uigur, la supresión de la disidencia en Hong Kong y la agresión en el Mar de China Meridional.
Junto con Toyota, que reconoció suficiente inventario de chips para unos cuatro meses, Hyundai y su empresa hermana Kia Corp son los únicos fabricantes de automóviles mundiales que han mantenido una reserva de chips de baja tecnología que les ayudó a mantener la producción. .
La medida tiene como objetivo frenar la amenaza para los estadounidenses que representan las aplicaciones de software chinas, que tienen grandes bases de usuarios y acceso a datos confidenciales, según la Casa Blanca.
“Llegado el momento de recolectar los granos, los agricultores pueden alegar que los rendimientos cayeron o algún tipo de problema climático en un intento por mejorar los términos de la venta de granos realizada con anticipación”.
La medida se produce cuando los partidarios de la línea dura de China en la administración Trump buscan enviar un mensaje para disuadir a los inversores estadounidenses de participar en la oferta pública inicial de Ant.
"Es extraño ... dedicamos más tiempo a gestionar el riesgo de estas acciones y a prepararnos para más sanciones, que a generar nuevos negocios", lamentó un ejecutivo bancario global.
Marcas globales como Coca Cola o Suntory pagan para que sus nombres aparezcan en sus videos divertidos, se produce como hongos de TikTok en naciones del sudeste asiático.
China ha estado importando grandes cantidades de carne de res, cerdo y aves de corral este año tras una larga batalla contra la peste porcina africana, que ha diezmado el sector cárnico del país.
El futuro tiende a ser 'un mundo, dos sistemas'", con líderes tecnológicos chinos decididos a fomentar un ecosistema propio para desplazar los productos de Intel, Microsoft, Oracle e IBM.
Las exportaciones totales cayeron un 19,2% en julio con respecto al año anterior, en línea con las expectativas del mercado de una disminución del 21,0%, según mostraron los datos del gobierno.
Los datos de julio de la Oficina Nacional de Estadísticas del viernes mostraron un crecimiento de la producción industrial interanual más débil de lo esperado y las ventas minoristas cayeron por séptimo mes consecutivo.
Las mujeres obligadas a trabajar en los burdeles de Japón, antes y durante la Segunda Guerra Mundial, durante mucho tiempo ha sido una espina en los lazos diplomáticos y comerciales de ambas naciones.
La cámara de exportación argentina dijo que estaba trabajando con las empresas comerciales que representa y el gobierno "para satisfacer la demanda china actual y futura de cebada de alta calidad".
Sin embargo, Seúl planea continuar el diálogo con Tokio, al que acusa de no mostrar un compromiso suficiente para resolver los problemas, mientras continúa con la queja ante la organización multilateral.
¿Qué gana y qué pierde Latinoamérica con la guerra comercial del COVID-19 entre EE.UU. y China? Dos académicas intentan dar luces sobre el tema, en conversación con AsiaLink.
En un momento de crecientes tensiones sobre el comercio, la tecnología y la propagación del nuevo coronavirus, las medidas representan el último punto crítico en la relación financiera entre las dos economías más grandes del mundo.
Independientemente de quién gobierne en Afganistán, el interés fundamental para Beijing será garantizar que Kabul continúe la lucha contra el terrorismo.