muertes

muertes

Casi todos los estados están preparando salas pediátricas especiales, ya que algunos expertos advierten que los niños no vacunados podrían ser vulnerables a nuevas mutaciones del virus. Los estados, incluido Madhya Pradesh, también se están abasteciendo de medicamentos antivirales como Remdesivir.
Suga, quien asumió el cargo después de que Shinzo Abe renunció en septiembre pasado por mala salud, ha visto caer sus índices de aprobación por debajo del 30% mientras la nación lucha con su peor ola de infecciones por COVID-19 antes de las elecciones generales de este año.
Se espera un crecimento de 9,2%. Las perspectivas se deben, principalmente, al aumento récord del 20,1% de su PBI durante el período abril-junio, impulsado por la construcción y las manufacturas, recuperadas tras un rebrote de coronavirus en el segundo trimestre.
"El acero inoxidable se usa habitualmente en válvulas cardíacas, reemplazos de articulaciones y suturas y grapas metálicas. Como tal, no se espera que la inyección de las partículas identificadas en estos lotes en Japón resulte en un mayor riesgo médico", dijeron Takeda y Moderna en un declaración conjunta.
La lucha por las compras está perjudicando los esfuerzos en la ciudad más grande del país para contener el brote en espiral de COVID-19, dijo la agencia oficial de noticias de Vietnam.
La renuncia de Muhyiddin pone fin a 17 meses tumultuosos en el cargo, el período más corto de un líder malasio, pero obstaculiza los esfuerzos para reiniciar una economía golpeada por una pandemia y frenar el resurgimiento de las infecciones por COVID-19.
El primer ministro Yoshihide Suga dijo este lunes que el gobierno buscará la opinión de expertos sobre las restricciones de emergencia y "cuasi-emergencia" menos estrictas para todas las regiones el martes, sin dar más detalles.
Malasia, que tiene una de las tasas de infección más altas del sudeste asiático en relación con su población, superó la marca del millón el domingo, con un récord de 17.045 infecciones, a pesar de estar bloqueada desde junio.
Mientras el país lidia con el peor brote de coronavirus en Asia, el presidente Joko Widodo anunció el domingo que si bien las restricciones generales vigentes desde julio se extenderían por una semana, algunas medidas se suavizarían.
Ambas naciones han registrado un aumento en sus casos, a pesar de las vacunaciones y las restricciones de movilidad de sus ciudadanos.
Las restricciones al movimiento, que incluyen el cierre de los centros comerciales y un pedido de trabajo desde casa para los trabajadores no esenciales, en las islas de Java, Bali y otras 15 ciudades del archipiélago, finalizarán el 20 de julio.
La explosión de casos deja a los hospitales completamente desbordados, y muchos enfermos mueren en sus hogares, mientras que las familias buscan desesperadamente obtener oxígeno. El ministerio de Salud anunció además 991 muertes en 24 horas, tasa diez veces superior a la de hace un mes.
Las acciones asiáticas cayeron a mínimos de dos meses este viernes y estaban preparadas para su peor desempeño semanal desde febrero, ya que la confianza se vio afectada por la propagación global de la variante del virus Delta y las preocupaciones de que podría detener una recuperación económica mundial.
Imágenes dramáticas de drones del cementerio de Rorotan brindan una visión escalofriante de una epidemia que empeora y que ha visto aumentar las muertes y los contagios en las últimas semanas, llevando a los hospitales al límite.
Los expertos han dicho que India necesita administrar 10 millones de dosis al día para lograr su objetivo de inocular a 950 millones de adultos para diciembre. Hasta ahora, India ha vacunado completamente a menos del 5% con dos dosis.
El país superó este martes los 25 millones de casos desde el inicio de la pandemia, a pesar del declive de los contagios de los últimos días, y registró un nuevo récord de 4.329 fallecidos.
El sistema online para solicitar cita se ha caído en varias partes del país, debido a un problema global registrado con Salesforce, el software estadounidense que utiliza el Gobierno.
El país batió un nuevo récord de muertes en un día por covid-19, con 4.205 fallecidos, y ya supera los 250.000 muertos desde el inicio de la pandemia.
Con 368.147 nuevos casos en las últimas 24 horas, el total de infecciones en la India se sitúa en 19,93 millones, mientras que el total de víctimas mortales aumentó en 3.417 hasta las 218.959, según datos del Ministerio de Sanidad.
Los nacimientos en China han seguido cayendo a pesar de una política de dos hijos que reemplazó un límite de un solo hijo, norma que duró décadas y se eliminó en 2016 con la esperanza de aumentar el número de bebés.
Casi todos los estados están preparando salas pediátricas especiales, ya que algunos expertos advierten que los niños no vacunados podrían ser vulnerables a nuevas mutaciones del virus. Los estados, incluido Madhya Pradesh, también se están abasteciendo de medicamentos antivirales como Remdesivir.