PIB

PIB

La tercera economía más grande del mundo está luchando por sacudirse el impacto de la pandemia de coronavirus, que obligó al gobierno a imponer nuevas restricciones de estado de emergencia que ahora cubren alrededor del 80% de la población.
Los envíos del mayor exportador del mundo en agosto aumentaron un 25,6% interanual, aumentando la velocidad desde un aumento del 19,3% en julio, mostraron los datos de aduanas el martes.
Se espera un crecimento de 9,2%. Las perspectivas se deben, principalmente, al aumento récord del 20,1% de su PBI durante el período abril-junio, impulsado por la construcción y las manufacturas, recuperadas tras un rebrote de coronavirus en el segundo trimestre.
Malasia ha desplegado cientos de miles de millones de ringgit en paquetes de estímulo para estimular la actividad en su economía dependiente del comercio. El banco central recortó su pronóstico de crecimiento para 2021 dos veces este año.
El presupuesto del 31 de agosto se considera un acto de equilibrio entre invertir fondos en servicios sociales muy necesarios para hacer frente a una economía que envejece y reducir la creciente desigualdad de ingresos, al tiempo que se evita ejercer más presión sobre las finanzas del país.
Se esperaba que la economía creciera un 2,7% anualizado en el trimestre julio-septiembre, según la encuesta del 2 al 11 de agosto a unos 40 economistas. Eso fue mucho más bajo que una expansión de 4.2% proyectada el mes pasado y un crecimiento de 4.8% pronosticado en junio.
Sin embargo, las bancarrotas inducidas por la pandemia ascendieron a 138 en julio, en comparación con 98 en el mismo mes del año anterior, lo que elevó el total de enero a julio a 900, por encima de las aproximadamente 800 registradas en febrero-diciembre de 2020.
Se pronostica que el producto interno bruto (PIB) crecerá de 6% a 7% en 2021, en comparación con una estimación anterior de una expansión de 4 a 6%, dijo el Ministerio de Comercio e Industria.
Se espera que la tercera economía más grande del mundo se recupere de su contracción anualizada del 3,9% en el primer trimestre, pero los analistas esperan que la recuperación sea gradual, con el consumo del sector de servicios como un punto particularmente débil.
"Las empresas del sector de servicios japonés informaron que la actividad se mantuvo moderada mientras el país continuaba luchando contra la última ola de infecciones por COVID-19", dijo Usamah Bhatti, economista de IHS Markit.
Los déficits del gobierno central y estatal podrían aumentar cuando se publiquen las estimaciones revisadas y los altos niveles de déficit y deuda podrían plantear desafíos en el financiamiento una vez que se recupere la inversión privada.
El PIB creció un 1,3% interanual en el primer trimestre, dijo el martes el Ministerio de Comercio e Industria (MTI), superior al crecimiento del 0,2% observado en la estimación anticipada del gobierno.
Un Estado Asociado implica que esos cuatro países latinoamericanos celebren y pongan en vigor un acuerdo vinculante de altos estándares en materia económico-comercial, que contribuya a la consecución de los objetivos del Acuerdo Marco de la Alianza del Pacífico.
El primer trimestre del año ya ha pasado y con eso se empiezan a cumplir la mayor parte de las predicciones respecto del desempeño de las economías de la región Asia Pacífico.
"Al no establecer un objetivo de crecimiento específico y cuantitativo, seremos más proactivos, activos y más cómodos para hacer frente a todo tipo de riesgos, lo que conduce a impulsar la flexibilidad de nuestro desarrollo", dijo el subdirector de la Comisión Nacional de Desarrollo y Reforma.
El PIB creció un 0,4% en octubre-diciembre en comparación con el mismo período del año anterior, según mostraron los datos publicados por la Oficina Nacional de Estadísticas el viernes.
Si el crecimiento real coincide con el pronóstico, el crecimiento del PIB de la isla en 2021 alcanzará un nuevo récord desde el registrado en 2014, cuando la economía creció 4,72%.
La tercera economía más grande del mundo creció un 12,7% anualizado en octubre-diciembre, según mostraron los datos del gobierno el lunes, superando el pronóstico del mercado medio del 9,5%.
La economía de China podría crecer entre un 2 y un 3% este año y el crecimiento podría recuperarse en 2021 a un "nivel relativamente alto", pero volverse a desacelerar el año siguiente.
El tamaño del mercado de RCEP es casi cinco veces mayor que el de CPTPP, con casi el doble de su valor comercial anual y PIB combinado. Incluye a China, Surcorea, japón, las naciones ASEAN, Australia y Nueva Zelandia. Y deja abierta la puerta para India.
La tercera economía más grande del mundo está luchando por sacudirse el impacto de la pandemia de coronavirus, que obligó al gobierno a imponer nuevas restricciones de estado de emergencia que ahora cubren alrededor del 80% de la población.