plantaciones

plantaciones

Las restricciones de viaje y circulación ya han dejado al segundo mayor productor de aceite de palma del mundo lidiando con una escasez de 37.000 trabajadores, casi el 10% de la fuerza laboral total.
El aumento de precios podría apoyar a la industria del té local, que ha luchado con el aumento de los costos de producción, pero también puede jugar en contra, impulsando a países rivales como Kenia y Sri Lanka.
La agencia estatal MPOC estimó que la demanda global global del aceite vegetal más utilizado en el mundo se ha desplomado un 25% en medio de la pandemia.
El estado de Sabah, que produce alrededor del 25% del aceite de palma del país, cerró algunas plantaciones y fábricas luego de que varios trabajadores de fincas de palma dieron positivo por el virus.
El segundo mayor productor mundial de aceite de palma reportó otros 106 nuevos casos de virus en el país, elevando la cifra total de infecciones a 1.624, la más alta en el sudeste asiático.
Se estima que unos 18 millones de personas están atrapadas en trabajos forzados en India: una plantación de té en Kerala dirigido por antiguos trabajadores en condiciones de servidumbre busca dejar ese recuerdo atrás.
Las ratas prosperan en las plantaciones de palma y pueden reducir los rendimientos de aceite en un 5% a 10% al alimentarse de la fruta de palma, según las estimaciones de la industria.
Las primas portuarias de Brasil se dispararon un 70% desde el 16 de junio, alcanzando el nivel más alto desde noviembre de 2018.
Los agricultores generalmente siembran su cosecha principal en mayo, el comienzo de la temporada de lluvias, para la cosecha entre agosto y octubre.
Los granjeros comienzan a plantar sus cultivos a partir del 1 de junio hasta julio, cuando se espera que las lluvias monzónicas lleguen a la India.
Casi el 55% de las tierras cultivables de la India se nutren de la lluvia, y la agricultura constituye aproximadamente el 15% de la tercera economía más grande de Asia.
Las restricciones de viaje y circulación ya han dejado al segundo mayor productor de aceite de palma del mundo lidiando con una escasez de 37.000 trabajadores, casi el 10% de la fuerza laboral total.